David Carrera en Alerta

Exposición colectiva "Paisajes y Figuras" Galería El Cantil (Santander)

Rubio Cerro (Madrid, 1967) es licenciada en Bellas Artes por la Universidad Complutense de Madrid aunque lleva varios años vinculada a Cantabria, una tierra que según apunta le ha servido para inspirar algunos de sus cuadros como es el caso de su visión de la playa de San Juan de la Canal. El trabajo de María, premio accésit del Certamen de Pintura de Majadahonda en 2001 y seleccionada en el Certamen de Pintura de Manuel Viola en San Lorenzo de El Escorial (Madrid), entre otros premios, parte de sus cuadernos de trabajo, convertidos en cuadernos de viaje, en los que va recreando lo que sus ojos perciben, luego tamizado por los pinceles.

Se trata, como explica la artista madrileña, becada por la fundación Rodríguez Acosta, de inspirarse en una idea original, en una visión espontánea, ya sea una montaña, un lago, un bosque o una playa, reinterpretados en su pintura, lo que le atribuye a la obra unos rasgos muy personales y en ocasiones haciendo que la idea original pierda verosimilitud, convirtiéndose en un producto imaginario. "Siempre trabajo sobre una idea que voy analizando y dando vueltas hasta que el cuadro hable por sí solo" afirma.

La evolución en la obra de María ha ido siguiendo un proceso de depuración, marcado sobre todo porque al principio se trataba de una obra sobre conceptos muy clásicos ligados a la formación académica y para ir corrigiendo la técnica del dibujo. Poco a poco todo ello ha ido derivando en un estilo distinto en el que han ido desapareciendo elementos de la composición hasta llegar a obras cercanas a la abstracción pero siempre dentro de un contexto del paisaje. En cuanto a la respuesta del espectador, María explica que su intención además de crear en su obra "el cuadro que yo quiero", es que al espectador le sugiera algo nuevo siendo el "quien acabe el cuadro".

Exposiciones en: PDG Ediciones de Arte Cuadernos

2004/2017 María Rubio Cerro - Todos los derechos reservados - Nota legal